Beneficios del drenaje Linfático

//Beneficios del drenaje Linfático
  • Beneficios del drenaje Linfático

Beneficios del drenaje Linfático

Con este tratamiento mejorarás tu circulación, depurarás el organismo y aliviarás la retención de líquidos. Se trata de un suave masaje corporal que mejora la circulación y evita que la linfa se acumule. El sistema linfático sobre el que aplicamos el drenaje, actúa como filtro para eliminar ciertos residuos que son perjudiciales para el organismo.

Linfa & Sistema linfático

El sistema linfático es un sistema de conductos que funciona paralelamente al sistema circulatorio e inmunológico. Este transporta linfa, líquido blanquecino capaz de movilizar las moléculas muy grandes, como por ejemplo las proteínas.

Este sistema no cuenta con un potente bombeo (en el caso del circulatorio seria el corazón), por lo que un drenaje linfático puede ser un importante refuerzo para el cuerpo. Cuando las contracciones naturales del cuerpo como pueden ser musculares, peristálticas o las pulsaciones de las arterias no son suficientes para un buen funcionamiento del sistema linfático, es recomendable una ayuda externa para mejorar la circulación de la linfa por nuestro cuerpo.

Beneficios del drenaje linfático manual

Como todo tratamiento, sus beneficios son temporales, por lo que es importante ser regular en cuanto a la aplicación del tratamiento o de su mantenimiento, pues se puede comparar a los ejercicios físicos, si dejamos de ejercitar nuestro cuerpo perdemos musculatura. Pasa lo mismo con el drenaje linfático, si no somos constantes los beneficios que este nos produce desaparecerán.

A continuación le mencionamos algunos de los muchos beneficios que se obtiene con este tratamiento:

  • Regula el equilibrio hídrico del organismo
  • Mejora el funcionamiento del sistema linfático
  • Mejora la circulación de retorno
  • Depura el organismo
  • Efecto sedante para el sistema nervioso – Ayuda a relajarnos
  • Baja la presión sanguínea
  • Estimula la función renal
  • Estimula el sistema inmunológico

No hay que abusar tampoco de este tipo de tratamiento por lo que hay que tener en cuenta en que manos nos estamos poniendo. Por lo que una buena sesión de drenaje linfático manual debe durar como mínimo una hora, se disponga de una sala con un ambiente propicio a la relajación. Los movimientos tienen que ser lentos y repetitivos, teniendo en cuenta la dirección de los conductos linfáticos. Asegúrate de ponerte en buenas manos y notaras unas excelentes mejoras de tu cuerpo.

2017-02-22T09:56:09+00:00Por |Sin categoría|Sin comentarios

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.